TICE es una empresa de servicios que, desde 2006, se considera una fábrica de ideas. Desde sus inicios, el objetivo ha sido recoger las ideas que lanzaban sus clientes y convertirlas en proyectos. Desde un carrito de bebé que genera su propia energía para cargar el móvil o calentar el biberón, hasta proyectos más relacionados con el sector de automóvil como integración de robots, maquinas o utillajes, para SRG Global o KH Vives…,  hasta una máquina que detecta los niveles de legionella on line. Cualquier idea que tenga una empresa puede convertirse en realidad.

Al frente de la compañía se encuentra Jesús Orti que se lanzó al mundo empresarial en 2006 y que buscaba hacerse un hueco en el área de la acústica y los amortiguadores. Desde esa perspectiva su negocio ha ido creciendo, hasta convertirse en una ingeniería multidisciplinar en la que confían numerosos proveedores de Nivel 1 del sector de automoción. No obstante, cabe destacar, que TICE Ingenieros no solo proporciona servicios al sector de automoción, sino que, dada la versatilidad de su equipo pueden acceder a múltiples disciplinas, gracias al abanico de especialidades que cubren sus ingenieros.

Si tenemos que resumir la gran actividad que desarrolla esta pyme, cien por cien valenciana, podemos hablar de tres bloques de negocio. De un lado, ofrece soluciones técnicas industriales que aportan valor añadido a la producción. Son capaces del diseño de máquinas y todo aquello que puede mejorar la productividad de una compañía. Por otro lado, cuenta con un equipo que permite optimizar las instalaciones logísticas gracias a proyectos donde se diseña y se monta, se definen cargas, se diseñan los racks para cargas complejas. Esta área de trabajo de la compañía trabaja intensamente de la mano de los clientes.

Según Jesús Ortí, director de la empresa “escuchamos al cliente que tiene una idea o necesidad, la catalizamos y aportamos la mejor solución para llevarla a la realidad de forma global. Por ejemplo,  utillajes y galgas para soldadura, maquinas o integración de robots. Aquí es muy importante escuchar la necesidad y ofrecer nuestras propuestas. Esta es nuestra ventaja competitiva, frente a otras empresas de ingeniería”.

Para Ortí otra ventaja “es el tamaño de nuestra compañía: somos una ingeniería con el tamaño adecuado para que no haya una gran burocracia y cada proyecto cuente con el equipo adecuado, pero siempre flexible. Es muy importante que cada jefe de proyecto pueda responder rápidamente al cliente sin pasar por intermediarios”.

El último bloque de actividades que desarrolla TICE Industrial tiene que ver con los orígenes del propio promotor de la empresa. Se trata del análisis acústico y de vibraciones. “Podemos aportar soluciones para el control del ruido y vibraciones en cualquier sector: Estamapción, máquinas, motores, etc…”

La evolución de la empresa ha experimentado un salto cualitativo en los últimos cinco años. Si de 2006 a 2012 eran una ingeniería de un tamaño reducido, el traslado a unas nuevas oficinas con taller les ha permitido dar un salto cualitativo y cuantitativo.

A día de hoy, y desde 2016 el sector del automóvil y de la alimentación se han convertido en estratégicos. Actualmente cuentan entre sus clientes con empresas como Criimpla, SRG Global o Mercedes, en Vitoria.

Para los próximos años, TICE Ingenieros tiene marcado como objetivo ser un proveedor estratégico de los proveedores TIER 1. Para ello cuenta con un equipo capaz de desarrollar proyectos llave en mano de diseño industrial, electricidad, automatización, programación….

Y con esta trayectoria, la empresa ha detectado que era el momento de entrar en AVIA. Según Orti, es un sector “que nos va como anillo al dedo” y no le teme a la entrada del vehículo eléctrico o autónomo porque “los fabricantes seguirán necesitando soluciones para hacer motores, harán falta robots que hay que programar e instalar… siempre será necesario un partner que aporte soluciones a sus ideas para seguir creciendo juntos”

X
X