El Instituto de Diseño y Fabricación de la Universidad Politécnica de Valencia ha sido reconocido con el Premio de la Fundación Línea Directa, en su categoría PREMIO SOLIDARIO, a propuesta de la Dirección General de Tráfico, en reconocimiento a los más de 25 años trabajando en pro de la integración de los discapacitados como conductores al volante de vehículos adaptados. Un galardón que cuenta además con una dotación económica de 10.000 euros libres de impuestos.

Este premio ha sido concedido por la Fundación Línea Directa a la Universidad Politécnica, al Instituto de Diseño y Fabricación, pero sobre todo al profesor del Departamento de Ingeniería de Sistemas y Automática, Juan Fco. Dols por sus trabajos en adaptación de vehículos a personas discapacitadas así como la evaluación de sus capacidades al volante utilizando simuladores especiales. También son de destacar las aportaciones en el ámbito de la seguridad de sillas de ruedas en vehículos automóviles y autobuses, asientos para niños, etc.

Al acto, en el Círculo de Bellas Artes de Madrid, acudieron principalmente personalidades del mundo del periodismo, pero también autoridades como la Directora General de Tráfico, María Seguí y el Ministro de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, en funciones Alfonso Alonso. En concreto, se entregaron a distintos medios de comunicación que con sus trabajos habían contribuido a la seguridad vial o apoyando campañas institucionales, los siguientes premios: Categoría de Prensa Escrita y medios Online, Categoría de Radio, Categoría de Televisión y Premio Honorífico de periodismo por la Seguridad Vial, además del Premio Solidario de Seguridad Vial que recibió el IDF.

Miguel Ángel Merino, consejero delegado de Línea Directa y vicepresidente de la Fundación Línea Directa, recalcó durante el acto que “como sociedad, hemos sido capaces de decir no a la accidentalidad en carretera en España. Medidas como la aprobación del carné por puntos hace ahora una década, la reforma del Código Penal en materia de seguridad en el tráfico o la creación de una Fiscalía específica de Seguridad Vial, han contribuido decisivamente a salvar miles de vidas en nuestro país. Hace apenas 10 años, más de 4.000 personas morían cada año en nuestras carreteras, mientras que hoy, esa cifra ha descendido hasta los 1.100 fallecidos”.

X
X